¿Cómo afecta la salud dental a la salud general?

La conexión entre la salud dental y la salud general no es obvia para muchas personas. Sin embargo, los estudios demuestran que la salud oral tiene un gran impacto sobre la salud general. Cuidar tus dientes no solo te brinda una bonita sonrisa, sino que también mejora la salud de todo tu cuerpo. Si estás descuidando tus dientes, podrías estar abriendo las puertas a serios problemas de salud en el futuro.

Relación entre salud oral y salud general

Nuestras bocas están llenas de bacterias. Esto es normal y la mayoría son inofensivas. El cepillado diario y el uso del hilo dental mantienen estas bacterias bajo control. Sin embargo, si descuidamos nuestra higiene bucodental, las bacterias se multiplican y, al combinarse con el azúcar de los alimentos, forman ácidos. Estos ácidos atacan al diente causando caries, enfermedad de las encías y periodontitis, lo que puede provocar infecciones que se extiendan a otras partes del cuerpo.

Enfermedades del corazón

Cuando no te cepillas ni usas hilo dental, se acumula la placa en los dientes. El colesterol no es lo único que bloquea las arterias. Hay estudios que demuestran que las bacterias de la placa oral pueden contribuir al bloqueo de las arterias. La placa pasa al torrente sanguíneo y puede alojarse en una arteria del corazón. Esto podría provocar un ataque al corazón o un derrame cerebral.

Por otro lado, si se acumulan colonias de bacterias en la boca, pueden atacar los dientes y las encías provocando gingivitis. La gingivitis hace que las encías sangren. Una vez que esto sucede, las bacterias pasan al torrente sanguíneo y viajan a otras áreas del cuerpo. Cuando una colonia llega al corazón, puede provocar una afección cardíaca llamada endocarditis, una infección del revestimiento interno de las válvulas del corazón.

Diabetes

La enfermedad de las encías también puede complicar la diabetes. La periodontitis es un problema dental grave en el que las encías se inflaman tanto que comienzan a separarse de los dientes y forman huecos. Estas brechas pueden infectarse rápidamente. Para una persona con diabetes, la periodontitis dificulta que el cuerpo absorba adecuadamente la insulina que reduce los niveles de azúcar en la sangre. A su vez, el alto nivel de azúcar en la sangre empeora las infecciones en la boca, lo que causa más inflamación.

Problemas en el embarazo

La salud dental también puede afectar al embarazo y al bebé. Además de las visitas al ginecólogo, las futuras madres deben programar visitas con su dentista.

El aumento de las hormonas del embarazo puede empeorar los problemas dentales existentes. Lo más alarmante es que los estudios muestran que la periodontitis pone a los bebés en riesgo de nacer prematuramente o con bajo peso. Mantener una buena salud dental durante el embarazo es un paso importante para protegerte a ti y a tu bebé.

Deja un comentario